elegir ventana para el baño

Cuando se trata de remodelar el baño, las ventanas juegan un papel importante en el diseño de interiores de esa área. Puedes elegir desde una ventana pequeña a una grande. Todo dependerá del espacio del baño, así como del gusto de las personas que habitan la vivienda. Podrás decidir ir a la ducha mientras contemplas toda una vista panorámica, o por el contrario escoger una ventana pequeña si prefieres tu privacidad. Y es que a la hora de elegir una ventana para baño debes tomar en cuenta ciertas características imprescindibles para garantizar confort, seguridad y durabilidad.

En este artículo,  te informamos  todo lo que debes saber sobre cómo elegir una ventana para baño.

Cómo elegir una ventana para baño

En cuanto a la superficie del Baño

El tamaño de una ventana estará determinada por  la superficie total del baño y en especial lo que está en su exterior. Por ejemplo, las ventanas de grandes proporciones son recomendadas para aquellos baños que su vista exterior pueda ser apreciada en todo su esplendor, como paisajes naturales o jardines de la vivienda.

En los casos de apartamentos, se pudiera pensar en ventanas de gran tamaño cuando el inmueble está a gran altura y cuando no colinda con otras edificaciones. Otra opción para el uso de ventanales grandes es que sus vidrios permitan el reflejo de luz, sin dejar ver en su interior, como es el caso de los cristales mates o de vidrios ahumados.

Con posibilidad o no de apertura

En el caso de una ventana sin apertura (o, mejor dicho, con cristales fijos), lo más recomendable es que tengas que colocar un extractor para que puedas eliminar la humedad, en especial la ocasionada por el calentador de agua.

Según el acabado de los cristales

En cuanto al acabado de los cristales de la ventana del baño, estos pueden ser transparentes, mate o que contengan algún diseño especial, como podría ser algún vinilo al ácido para la terminación de los vidrios.  En este último caso, en el mercado existe una gran variedad de diseños.

Según el material de la ventana

El material de la ventana es esencial a la hora de elegir una.  En el mercado encontrarás varios materiales para el marco y perfiles de ventanas, siendo las más comunes para baños aquellas fabricadas en material PVC o de Policloruro de vinilo.

A continuación una descripción generales de los tipos de material para ventanas, resaltando sus ventajas.

Ventanas de PVC

El material PVC resulta ser uno de los más modernos. Brindan resistencia a los cambios climáticos, protegen de la contaminación sónora y son mas fáciles de limpiar. Por otra parte, podrás encontrar una gran variedad de diseños de ventanas de PVC  que se adaptan a tus necesidades. Visita nuestro artículo de partes de una ventana.

Ventanas de madera

Una de las ventajas de elegir una ventana para baño en madera es su variedad de diseño y color. Las ventanas de madera son un aislante natural del ruido y están fabricadas de manera que se garantiza su durabilidad. Sin embargo, requieren de mayor mantenimiento y no son resistentes al fuego.

En el caso de diseños de un baño rustico, las ventanas de madera son las ideales y permite agregar  otros elementos en la decoración de interiores, como por ejemplo una cortina.

Ventanas de aluminio

El aluminio es un material  totalmente resistente al fuego, lo que garantiza más durabilidad.  Igualmente, con el paso del tiempo, se han desarrollado nuevas tecnologías en la fabricación de aluminio con RPT (ruptura de puente térmico),  convirtiéndolo en  un material aislante acústico, ideal para la elaboración de ventanas.

En el caso de ventanas grandes, proporciona más ligereza. Igualmente, requieren de poco mantenimiento.

Según el tipo de cristales

Los cristales de la ventana son otra de las cualidades a considerar para  determinar cómo elegir una venta de baño, y son determinantes en el grado de aislamientos sónico  y  de la humedad. Si requieres más aislamiento, podrás optar por incluir cristales dobles o triples a las ventanas. Igualmente, esto dependerá del grosor y el tipo del cristal.

Entre más grande sea el grosor del cristal y el espacio entre capas de aislamiento, mayor será su eficiencia. Generalmente, para la fabricación de ventanas, entre los cristales se inserta una cámara de  gas que va incidir en el grado del aislamiento, tanto térmico como acústico.

Según el tipo de apertura y cierre

Para elegir una ventana para baño considerando el tipo de apertura y cierre, debes considerar el espacio donde se ubica. En este caso, es necesario que distingas estas clases de apertura y cierres:

  • Ventanas correderas. Ideal para espacios pequeños o en lugares donde la ventana queda limitada, ya sea que esté cerca de una columna o de algún mueble de la sala de baño. Estas ventanas se deslizan de manera horizontal, por lo que no requiere de espacio para abrir. Su desventaja está en que sí necesita más cuidado para limpiar, en especial si las ventanas son grandes.
  • Ventanas abatibles. Se abre hacia ambos lados. Es ideal para baños amplios, donde es necesario pueda abrir y cerrar la ventana con más facilidad. El ajuste de cierre es totalmente hermético.
  • Ventanas oscilobatiente. Es un tipo de apertura y cierre muy innovador, ya que te permite abrir la ventana de manera lateral o inclinada hacia su interior.
  • Ventana batiente. Es uno de los tipos de apertura y cierre más recomendados para ventanas de baño, ya que es hermética y no abren su totalidad. Sin embargo, requiere de espacios amplios.

Cómo podrás ver, los materiales para la fabricación de ventanas de baño son diversos y dependerán de la decoración y el diseño de éste, de manera que garantice su estética, funcionabilidad  y  durabilidad. De esta manera, uno de estos materiales tiene sus ventajas y desventajas.

Todo dependerá del gusto y del diseño de interiores de la sala de baño.  Lo que tienes que tener claro a la hora de elegir una ventana para baño es que ésta representa una inversión en la remodelación de tu inmueble  que te garantizará más confort.

Para finalizar, te indicamos la manera correcta de tomar las medidas exactas en milímetros,  para que puedas elegir adecuadamente una ventana para baño:

  • Se mide el ancho del hueco, la altura y los diagonales  donde estará la ventana.
  • Se agrega a la medida anterior un centímetro de alto y uno de ancho.
  • En caso de instalar una persiana, el cajón no debe ser más grande al orificio de la ventana.